Aplicaciones, características y beneficios de la tecnología VozIP

Aspectos fundamentales de la telefonía IP

Las necesidades de comunicación cada vez se hacen más demandantes en un mundo globalizado. La oferta de servicios telefónicos crece a la par de la demanda que se percibe, es decir, las redes telefónicas existentes tendrán que ampliarse de forma trascendental, ya que la necesidad de nuevas líneas es latente, además, el número de usuarios del internet crece de forma exponencial.

Las redes de próxima generación van a permitir a las redes telefónicas públicas conmutadas ampliar el ancho de banda, al igual que la cobertura; esto prepara el camino para los multiservicios de datos y voz.

Las capacidades de aplicación de la telefonía IP irán adquiriendo nuevas características en las que los usuarios finales podrán disfrutar; además, desde una perspectiva económica, es más barato. Asimismo, por medio de la tecnología IP, la mensajería se agruparía, distribuyendo mensajes de voz, correo electrónico y fax a un único buzón, al cual se podrá acceder mediante el correo electrónico, teléfono o incluso desde un explorador web, en cualquier parte del mundo.

La VozIP trabaja con el protocolo internet y el grupo de interfaces abiertas y normalizadas, que a su vez, los lenguajes de los softwares se podrán disponer para el mismo; en ese sentido, la característica de un Centrex IP ampliará las competencias de cualquier centro tradicional de comunicación, ya que como se ha mencionado, dará cabida a voz, datos y elementos multimedia.

Otras características es el uso de una línea telefónica para el acceso a internet y llamadas. Incluso se podrán abrir plataformas abiertas para la facilitación de pagos y facturaciones, mediante la utilización de tarjetas (llamada con pago y facturación previa). La VozIP al tener la capacidad de transportar y procesar tráfico de datos, voz, señalización y multimedios, se podrán establecer características de llamada conferencia.

Impacto en la economía de la telefonía IP

Para mejorar el acceso a las redes de telecomunicación, muchas empresas alrededor del mundo invierten grandes cantidades de capital para la creación e implementación de nuevas instalaciones, porque saben de la importancia de evolucionar en este tipo de telecomunicaciones, para que la disminución de costos en el nuevo servicio se vea reflejado de manera importante en los bolsillos de sus clientes.

 

Integrar la telefonía y plataformas informáticas en una sola significa que la intranet de cualquier empresa se verá beneficiada con la reducción de costos.

Algunos expertos en telecomunicaciones aseveran que la telefonía IP tiene el enorme potencial de favorecer a las empresas por el eficaz servicio que se concentra en una sola red. La economía de las compañías o negocios será sustancial en el ancho de banda, ya que el volumen de tráfico de datos será más alto que el tráfico vocal convencional.

En las redes de próxima generación como la VozIP existen notables diferencias de costos, con respecto a la estructura de redes convencionales compuestas por circuitos. Por ejemplo, la telefonía IP depende poco de las distancias y tiempo de llamadas, mientras que en las redes convencionales el costo irá aumentando considerablemente en relación a estos dos parámetros.

La necesidad de adición de nuevos servicios es considerablemente baja en redes de próxima generación, además de que el servicio al usuario será más automatizada pero con el mismo nivel atención que se le da en una red de telecomunicación tradicional, que por si no fuera poco, ésta requerirá de más personal y por ende los costos a nivel operativo se incrementarán.

El servicio de datos en la tecnología de VozIP es más baja porque los servicios vocales, datos y multimedia convergen en una sola red; en la estructura de red de circuitos el servicio de datos es muy alto, por la necesidad de usar redes separada y superpuestas.

Como se puede observar, la telefonía IP permite al usuario tener una comunicación más eficaz de manera interna y global. Las características de la VozIP la hacen única y considerablemente más ahorrativa en costos, comparados con los prestadores de servicios de telecomunicación convencionales.