Climas portátiles, botella de agua obligatoria y otros consejos para soportar el calor extremo de verano

climas

Ahora que nos encontramos en temporada de verano, vacaciones y actividades al aire libre, quizá quieras poner en práctica algunos de nuestros consejos para que el calor no te quite la energía y entusiasmo que todo esto conlleva. Algunos consejos como utilizar climas portátiles, llevar botella de agua a todas partes y otros, son muy útiles, así que no los pases de largo.

Ve más despacio. Cuando estás afuera o en un lugar que no tiene aire acondicionado, enfréntate a la realidad, muévete lentamente y pon tu cerebro y cuerpo a gastar menos energía.

Hidrátate siempre. Bebe agua fría o fresca, jugo frío, té de hielo sin cafeína. Si es posible, lleva siempre una botella con agua natural, de preferencia. Esto es especialmente importante si vives en un lugar que es caliente y húmedo.

Adelántate a tu sed. Relacionado con el consejo anterior, no esperes hasta que tengas sed para beber, oblígate a beber y beber y beber. En caso de que este número 3 te haya emocionado, una cerveza fría podría ser refrescante…¡pero te deshidrata! Se lleva toda la humedad de tu interior. Lo mismo con bebidas con cafeína. Así que bebe sin cafeína, sin alcohol.

Disminuye o elimina la luz del sol dentro de tu estancia. Incluso si tu apartamento u oficina tiene aire acondicionado, cierra las persianas. La luz solar es igual al calor.

Usa ropa suelta. Camiseta holgada, sandalias, materiales frescos como algodón. Olvídate de los calcetines. Cuando estés fuera de tu hogar usa ropa suelta de manga larga (camisas, pantalones, faldas) de material ligero. Mantener el sol en tu piel proporciona más superficie para sudar, y por lo tanto es más fresco. Use un gorro o sombrero ligero también.

Cambia tu horario. Si haces ejercicio, levántate a las 5 am, ve a dar un paseo mientras todavía es soportable. Lleva a cabo tu trabajo temprano para que puedas sobrellevar tu alrededor del resto del día.

Consigue tus respectivos climas portátiles o aires acondicionados. Si no tienes aire acondicionado de Branatech debes conseguir uno ahora mismo. Corre. Ya. Los climas portátiles son también muy efectivos. Puedes llevarlos a tu oficina, y mantener tu estado de ánimo energizado. Recuerda que el calor tiene la tendencia a bajar la energía…y eso podría afectar tu desempeño en el trabajo.

Apaga las luces. Los focos emiten calor así que utiliza tus luces tan poco como sea posible. Es una buena idea cambiar tus focos a los ecológicos, como las bombillas fluorescentes o LED, ya que emiten niveles más bajos de energía y, por tanto, menor calor.

Minimiza el uso de aparatos que producen calor. Si tienes que utilizar la lavadora o secadora, si es posible, utilízalos por la noche o temprano en la mañana.

No vayas a ninguna parte. Excepto por los lugares que tienes que ir, como el trabajo, evita viajar a menos que sea por la noche o temprano en la mañana cuando es mucho más fresco.

No cocines. Prepara comidas que no requieran cocinar. De otra manera sólo calentarás la cocina y a ti mismo. Come alimentos de alto contenido de agua. Muchas frutas y verduras, como la sandía, el melón, las uvas, el pepino y los tomates, que contienen un 90 por ciento o más de contenido de agua en peso. Comerlos en abundancia te mantendrá hidratado.

Busca refugio. Si necesitas alivio de tu casa caliente, ve a una biblioteca con aire acondicionado, a un cine a una plaza. No nos contradecimos…este sitio entra justamente en ese punto específico que dice “ve a los lugares indispensables”. ¿Cómo no va a ser indispensable un centro acuático o un cine?

Utiliza la potencia de enfriamiento del agua. Si sientes que tu cuerpo se está poniendo demasiado caliente, toma una ducha larga y fresca o un baño. Remoja tus pies en un cubo con agua helada. Utiliza toallas y pañuelos empapados en agua fría. Aplica un paquete de hielo a varias partes de tu cuerpo.

Utiliza un ventilador de mano. Lleva uno cuando salgas, este artefacto puede ser un héroe en un metro subterráneo o en un autobús donde la gente va muy pegada entre sí.

Utiliza una botella de agua llena en aerosol. Incluso mejor que un ventilador es una botella de spray con agua previamente puesta en un refrigerador hasta que esté helada (casi congelada es mejor). Cuando estés afuera, rocíate con agua helada.

Mantén tu coche fresco. Si es posible estaciónate en la sombra o en un garaje, usa un parasol o visor de ventana, cubierta de vidrio o por lo menos pon una toalla sobre el volante. Mantén las ventanas abiertas un pelín si es posible y si puede encontrar uno, compra un ventilador con energía solar. Junto con la ranura de la ventana, un ventilador de energía solar puede hacer que tu coche se sienta verdaderamente agradable incluso durante los días de verano más calientes.

Reconoce los síntomas de enfermedades relacionadas con el calor. Existen, por calor, erupciones, agotamiento y golpe de calor. Ten a la mano los teléfonos de emergencia en caso de que te sientas mal o conozcas a alguien que se sienta mal debido a estos golpes de calor. Un leve bajón de energía no es nada por qué alarmarse, pero si pierdes la vista por unos momentos, si te duele la cabeza, si se seca tu boca, si has tenido reacción alérgica en la piel (por el sol), si sientes que tus oídos van a estallar o si de plano no puedes ni moverte, lo más probable es que debas llamar a tu médico para que te rehidrate.

Recuerda que en Branatech tenemos los aparatos refrescantes más apropiados para evitar estos síntomas. ¡Pon en acción nuestros consejos y sobrevive el verano!